Más exámenes es igual a más comida rápida: otro falso mito

En el presente año, y en anteriores, se han realizado un sinfín de estudios de alimentación en las distintas franjas de edad, así como en base a las distintas...
kebab-2505239_1280 (1)

En el presente año, y en anteriores, se han realizado un sinfín de estudios de alimentación en las distintas franjas de edad, así como en base a las distintas etapas profesionales, véase tipos de estudiantes y de trabajadores. Y es en este primer caso donde se sitúa la comida rápida de Pamplonapor ejemplo, con respecto a un grupo bastante amplio de personas: los estudiantes. Este grupo es uno de los más numerosos de la sociedad, ya que abarcaría desde los estudios de la ESO hasta los universitarios y posgrados. Y son los universitarios los que más podrían relacionarse con la comida rápida de Pamplona, ya que estos son los relacionados con los peores hábitos alimenticios, por una razón en concreto: los exámenes.

 

Estas pruebas se suceden a lo largo de los años del grado y posgrado, lo que provoca un profundo estrés y cansancio en el distinto número de estudiantes que se presentan a ellos y llenan las aulas de las distintas facultades. Y en base a esto, se crea un falso mito que no cuenta con la debida sustentación: en la época de exámenes, aumentan las ganas de saborear la comida rápida.

 

Asimismo, en países extranjeros se han hecho estudios a centenas de alumnos universitarios sobre sus hábitos alimenticios en las épocas de exámenes y los momentos anteriores y posteriores a la misma. Estos profesionales realizaron los pertinentes revisados de las encuestas, de los datos y demás y entablaron una relación clara entre los exámenes y las sensaciones que estos provocan en el cuerpo y mente de los estudiantes (estrés, nerviosismo, falta de sueño, ansiedad…) y se dedujo que los exámenes son directamente proporcionales a la ingesta de comida rápida a raíz de varias razones como es la falta de tiempo, o la búsqueda de sabores que recompensen el arduo tiempo que se invierte en estudiar y memorizar todo el temario. Por lo tanto, se eleva la cifra de estudiantes que no siguen las recomendaciones de la OMS a un 75%, una cifra bastante desorbitada.

 

Eso sí, hay que destacar que entre los profesionales que establecieron las conclusiones existen varias discrepancias que le restan un carácter fidedigno a este estudio. Por tanto se trataría de un nuevo falso mito sobre lo oferta alimenticia de, por ejemplo, la comida rápida de Pamplona. En conclusión, comer comida rápida es algo común haya o no haya exámenes entre los jóvenes estudiantes.

 

Secciones
EspañaOpinión
Sin comentarios

Deja un comentario

Otros: